Algunas causas del tinnitus pueden ser bastante fáciles de determinar, como el cerumen impactado, la pérdida de audición, la infección del oído, los problemas circulatorios, ciertos medicamentos, etc. Estas causas hacen que sea mucho más fácil de tratar en comparación con los casos en los que el médico no es capaz de determinar la causa de los ruidos fantasmas en los oídos que, por desgracia, se producen en la mayoría de los casos de tinnitus.

Veamos...

Dado que el tinnitus se considera un síntoma de un problema en el cuerpo más que una enfermedad o condición, si los ruidos provienen de una infección de oído, el mejor consejo sobre la mejor manera de tratar el tinnitus es curar primero la enfermedad del oído. Con esto en mente, aquí hay algunos remedios naturales que puede utilizar para curar una infección de oído. ¡El tinnitus me está volviendo loco! Los sonidos del tinnitus van desde zumbidos, paradas, olas del mar, silbidos, silbidos, rugidos, chirridos, silbidos, zumbidos, etc. Si bien estos ruidos pueden ser lo suficientemente molestos, lo que es aún peor es que cuando el tinnitus es lo suficientemente intenso, puede provocar depresión y pensamientos suicidas.

Otros problemas comunes que se derivan del tinnitus son la dependencia del alcohol o las drogas, las dificultades para dormir, los problemas de concentración en el trabajo o en casa, los dolores o cefaleas, la ansiedad, la frustración, la prevención de ambientes silenciosos o ruidosos, etc. Como puede ver, ¡los sonidos pueden ser suficientes para volver loco a cualquiera! Aunque las infecciones de oído suelen afectar a los niños, pueden afectar a cualquier persona de cualquier edad.

Tenga en cuenta

No todos los casos de infección de oído dan lugar a acúfenos, aunque sin duda aumentan la posibilidad de oír sonidos molestos en uno o ambos oídos. La infección de oído puede producirse en el oído medio o en el oído externo. Aunque las infecciones del oído medio pueden afectar a cualquiera, suelen afectar más a los niños. Una infección en el oído medio suele empezar por un resfriado o una alergia que hace que una zona del oído se hinche y que el revestimiento del oído medio absorba aire, lo que crea un vacío que luego permite que se forme líquido en el oído medio.

Cuando los virus y las bacterias de la nariz ascienden hasta el oído medio, contribuyen a la enfermedad, ya que este líquido constituye el caldo de cultivo ideal para que los gérmenes y las bacterias se multipliquen y causen una infección de oído. Aunque las infecciones de oído generalmente sólo provocan presión y dolor en el oído, también pueden causar zumbidos en ambos oídos. Existen varios métodos para tratar una infección de oído y, una vez tratada, el tinnitus puede desaparecer y no requerir otro tratamiento.

Tratamiento

Uno de los métodos para tratar una infección de oído es mediante ciertos remedios orgánicos. Aquí hay dos formas naturales sobre la mejor manera de tratar el tinnitus eliminando primero la enfermedad del oído. El remedio natural número uno para las infecciones de cualquier tipo como las del oído es el ajo.

Ajo

A menudo se le llama "la penicilina de la naturaleza" y se utiliza para tratar de forma natural varias enfermedades y afecciones gracias a sus propiedades antibacterianas, antimicóticas y antimicrobianas. A diferencia de los antibióticos, que pueden dar lugar a una alarmante tendencia a la resistencia a los antibióticos, el ajo no tiene este problema. En cuanto a su uso para las infecciones de oído, varios estudios han demostrado que el ajo puede matar diferentes cepas de bacterias obtenidas de las narices además de las gargantas de los niños con infecciones de oído. Además, el hongo al que se suele culpar de la otitis externa se llama aspergillus y puede no responder a muchos antibióticos, pero no es rival para el ajo.

El ajo contiene el compuesto alicina que descompone y libera varios compuestos saludables que tratan muchas dificultades de salud. La mejor manera de adquirir esta sustancia química es a partir del ajo crudo, pero el ajo tiene que ser machacado, picado o prensado para poder descargar estos compuestos. Si el ajo se cocina, tiene que cocinarse ligeramente para que estos compuestos saludables no se destruyan. El ajo puede usarse interna y externamente para tratar dolencias y varias otras condiciones. Aunque la mayoría de los remedios naturales como el ajo tienen pocos o ningún efecto secundario, el ajo fresco puede provocar una sensación de ardor en la boca o el esófago que a muchos les resultará desagradable. Si tiene trastornos de la coagulación de la sangre, consulte a su médico antes de utilizar el ajo, ya que las cantidades medicinales de ajo pueden causar problemas al ralentizar la coagulación de la sangre.

Echinacea

Otra de las formas más efectivas sobre la mejor manera de tratar el tinnitus de forma natural solucionando la causa subyacente que es la infección del oído en este caso es la Equinácea (se pronuncia eki-nay-sha). Este es otro remedio natural cuyos efectos son similares a los del ajo. Al igual que el ajo, es un importante refuerzo del sistema inmunológico y es un excelente remedio natural para los resfriados y la gripe. Investigadores alemanes informaron del éxito en el tratamiento de varias dolencias con Echinacea, como la meningitis, la tuberculosis, las heridas, la tos ferina, la amigdalitis, la bronquitis, los resfriados y la gripe y las infecciones de oído.

La equinácea combate varios tipos de infecciones de diversas maneras. La primera forma es a través de un antibiótico natural que contiene llamado equinacósido que tiene muchas capacidades microbianas. La equinácea también puede ser capaz de resistir la infección fortaleciendo una variedad de tejidos para evitar que sucumban al ataque de bacterias, virus, hongos, etc. La equinácea puede proteger varios tejidos de varios gérmenes con el apoyo de algún otro compuesto que contiene llamado equinácea. Por último, la equinácea puede imitar la sustancia química del cuerpo que combate los virus, llamada interferón, que es descargada por un móvil infectado por un virus moribundo para ayudar a otras células circundantes a resistir los ataques de varios gérmenes dañinos. Para utilizar la equinácea, basta con seguir las directrices del fabricante si se compran preparados comerciales. También puede crear una tintura o decocción casera.

Si se utiliza una tintura casera, tomar una cucharadita dos o tres veces al día. Para una decocción, añadir dos cucharaditas de las raíces por taza de agua y llevar a ebullición. Dejar reposar de 15 a 20 minutos, colar y tomar hasta tres tazas al día. Tenga en cuenta que puede experimentar una sensación de hormigueo o adormecimiento si utiliza una tintura de equinácea que debería desaparecer en unos 30 minutos. Además, muchos herbolarios suelen sugerir el uso de la equinácea sólo durante un breve periodo de tiempo. No debe administrarse a niños menores de 2 años. Las mujeres embarazadas o en período de lactancia o las personas mayores de 65 años deben consultar a su médico antes de tomar Echinacea. La equinácea también puede provocar reacciones alérgicas en determinadas personas. Si esto ocurre, puede considerar reducir la dosis o dejar de tomar esta hierba.

Conclusión:

Estos son una serie de remedios naturales sobre la mejor manera de tratar el tinnitus tratando la causa subyacente. El tinnitus es generalmente considerado como un síntoma de un problema subyacente y después de que este asunto es identificado y tratado, los muchos ruidos del tinnitus deben desaparecer. Los remedios naturales para las infecciones de oído suelen considerarse los mejores porque muchos de los tratamientos tradicionales no son perfectos. La medicación tópica puede ser incómoda y varios no pueden ser utilizados en los casos una vez que el oído ya se ha roto. Esto hace que los remedios naturales sean perfectos.